Cine·Críticas de Películas

Crítica de ‘Verano 1993’ de Carla Simón

verano-1993-carla-simon

Un pequeño fragmento de vida

No ocurre muchas veces que el cine capture la vida de forma mágica y puedas ver en la pantalla sentimientos y situaciones verdaderas y más difícil resulta si, como es el caso, la película es obra de una debutante en la dirección.

Carla Simón ha conseguido que una historia pequeña, la de una niña de 6 años que pierde a su madre, emocione por su ternura y sensibilidad. La pequeña Frida (interpretada con desparpajo por Laia Artigas. Otro debate sería si debería ser ganadora de un Goya alguien que en realidad está más jugando que interpretando) se tiene que adaptar a no estar con su madre y a una familia nueva, la de sus tíos, que además viven en un entorno muy diferente, en el campo alejados de la ciudad.

Las situaciones se suceden con mucha verdad gracias a la interpretación de los actores, todos ellos fantásticos (además de la pequeña Laia, David Verdaguer, Bruna Cusí y también los actores de reparto), y a la manera en que son observados mientras están cocinando, hablando o bailando como si lo hicieran a través de los ojos de Frida. Son muy merecidos los premios que está recibiendo y que va a seguir haciéndolo (no obstante es una de las favoritas de los Goya) y las críticas tan favorables recibidas que la emparentan con una obra tan importante como El espíritu de la colmena de Victor Erice. El mundo de la infancia a través de sus propios ojos, unos ojos que tienen miedo, que se revelan contra el destino, que sufren, que viven.

En una escena casi al final Frida ya ha asumido la muerte de su madre y ha reunido el valor suficiente para preguntarle a su tía todas las dudas que tiene sobre ello en una de las escenas más emocionantes de los últimos años. Esperemos que no pase como en otras tantas ocasiones y tras el debut prometedor – en este caso es bastante más que eso – no le cueste mucho a Carla llevar una carrera estable y pueda rodar con relativa facilidad. Sería una lástima que se nos privara de su incisiva y tierna mirada.

 

Anuncios

2 comentarios sobre “Crítica de ‘Verano 1993’ de Carla Simón

Los comentarios están cerrados.